Linde Material Handling presenta en el World of Material Handling (WoMH) el futuro de la logística con hologramas en 3D

Martes, 10 Mayo, 2016

Mercancías que se desplazan por sí mismas. Almacenes totalmente interconectados a modo de clústeres logísticos. ¿Se trata de ciencia ficción? Sí, pero con énfasis en el concepto «ciencia». Linde Material Handling dirige la vista hacia el futuro basándose en sus capacidades, productos y planes concretos: ¿qué aspecto puede presentar la intralogística en el año 2030? ¿Qué tendencias pueden constatarse en la actualidad y qué pronósticos se han cumplido? Las respuestas se presentan mediante hologramas en 3D durante el «World of Material Handling» (WoMH).

«Nuestro mundo tiene una nueva arquitectura, la arquitectura de los datos», resume Massimiliano Sammartano, vicepresidente de Sales & Service y Marketing & Operations de Linde Material Handling. Ya en un futuro próximo deberemos enfrentarnos a cantidades de datos inmensas, las cuales no solo afectarán a nuestro día a día, sino al modo en que se trasladan las mercancías. La «interconexión» es uno de los temas centrales del WoMH, además de tendencia desde hace tiempo. En los años venideros la importancia de este tema aumentará a una velocidad de vértigo.

¿Qué importancia reviste para la intralogística que todos los procesos estén integrados en una red inteligente?  La respuesta a esta pregunta nos indica también qué productos y servicios se demandarán en los almacenes del futuro. Linde ya se está preparando para ello, y durante este evento para clientes presentará ideas concretas y proyectos de futuro. «Las mercancías se comunicarán con los equipos de manutención y dirigirán con ello el flujo general», declara convencido Sammartano. Así, las carretillas elevadoras actuarán cada vez con mayor autonomía, algo que incluye la previsión del mantenimiento y el servicio, lo que supone que los tiempos de parada serán cosa del pasado. Al mismo tiempo, los vehículos se adaptarán de forma variable e individual tanto al usuario como a la tarea concreta que deban desempeñar. La «automatización» y la «individualización» son otras tendencias del futuro a las que ya responde Linde, que desarrolla nuevos modelos e ideas para los años venideros: hoy en día, Linde puede automatizar diversas carretillas elevadoras de diferente modo.

También la energía será un tema esencial en el futuro. «El usuario se convertirá en productor», pronostica Sammartano, «Existe un sinfín de posibilidades para generar energía durante los procesos, que en parte surge de forma natural». Del mismo modo, la pregunta de a qué fuentes de energía nos referimos reviste una importancia fundamental. Linde ya desarrolla respuestas y se orienta hacia las tecnologías de accionamiento con baterías de iones de litio y células de combustión.